Danzando el Mandala de tus Lunas

closeupofdancingitlotm.jpg

Dancing in the Light of the Moon” de Michelle Minero

“…Tú que anhelas conocerme debes saber que tu búsqueda no será provechosa a menos que conozcas el misterio: 

Si lo que buscas no lo encuentras en ti, nunca lo hallarás fuera… 

Yo he estado contigo desde el comienzo Y soy el logro final de tus deseos…”

Doreen Valiente


La Luna, en Astrología, representa nuestras más profundas necesidades personales, nuestros hábitos básicos, nuestras reacciones, y ese mundo acuoso y oscuro que es nuestro inconsciente.

Cuando el Sol actúa, la Luna reacciona. ¿Cómo reaccionamos… por instinto o respondiendo a los problemas? ¿Qué es lo que necesitamos para una sentirnos de segur@s? Mira a la Luna en tu carta natal en busca de todas estas respuestas.

La Luna se asocia a la madre y con la energía femenina en general. Es nuestr@ “niñ@ interior” y nuestra “madre interior”. Es sensible, receptiva y reflexiva. La Luna es nuestra reacción espontánea e instintiva.

Es una mediadora entre el mundo interior y el mundo exterior. Para algun@s de nosotr@s, nuestras lunas parecen conducir nuestras personalidades más de lo que el Sol lo hace. El éxtasis sin palabras, el dolor mudo, el sueño secreto, la imagen de ti que no puedes transmitir al mundo, o que el mundo no comprende o valora, nos llevan a ese mundo lunar, tan interno.

Y es esta Maestra Interna, quien en su ciclo, recorre toda nuestra Carta Natal, nos señala un ámbito a revisar, para cerrar procesos y abrir otros nuevos.

Desde hace mucho tiempo se ha asociado a la Luna con el arquetipo de la energía femenina. Así, muchas culturas, y en el día de hoy, en los pueblos originarios, las mujeres se reúnen en ciertos períodos lunares a realizar rituales para propiciar en ellas desde la fecundidad hasta la creatividad, pasando por el refuerzo de la voluntad y el aumento de control sobre sus propias emociones negativas. En los últimos años, grupos de mujeres urbanas han vuelto a restablecer este trabajo sagrado. Al conocer sus ciclos podemos desarrollar nuestra receptividad femenina interior y armonizarnos mejor con el ritmo de la naturaleza y el ciclo universal de nacimiento, muerte y renovación. A medida que lo hacemos somos más conscientes de nuestra reacción a la influencia de la Luna y de nuestros propios ciclos interiores.

1. Las “Lunas” de tu Carta Natal: las distintas tonalidades de nuestro mundo emocional.
2. La Luna en mi cuerpo, redescubriendo lo Sagrado en ti.
3. Danzando las Lunas: trabajamos con las cuatro fases de cada Lunación (Nueva, Creciente, Llena y Menguante), iluminando tu Carta (qué ámbitos va iluminando la Luna en su tránsito).
El proceso será acompañado de meditaciones, expresiones artísticas y rituales.

  1. El Poder de los Eclipses. El Eje Dragón y nuestra Alma.
  2. Las ceremonias de Luna: creando nuestro espacio Sagrado. El Círculo como Caldero de Sanación.

¿Cómo se trabaja todo esto?

        “Danzando el Mandala de tus Lunas” es una invitación a celebrar los ciclos lunares. Cada mes lunar es un taller, dónde se trabajan cada una de las cuatro fases, en base a los ámbitos de tu vida que son tocados por la Luna. Se puede tomar uno o todas las Lunas de un año. Puedes comenzar en cualquier momento, pero se recomienda empezar en Luna Nueva. 

        En primer lugar, es individual y personalizado. Está orientado al autoconocimiento basado en tu carta natal[1].   Estos contenidos serán trabajados durante el mes, teniendo en cuenta el signo donde se produce la Luna Nueva. Cada ciclo o “mes lunar”, se envía un informe acerca de los puntos que tocara la Luna en cada una de las fases: Nueva Cuarto Creciente, Llena y Cuarto Menguante. Esto se completa con cuatro entregas semanales con la energía de cada fase lunar.

        Cada entrega presenta textos para leer, material astrológico basado en tu data, más una serie de ejercicios para hacer a solas, durante esa semana en el momento que estimes conveniente.

        Es decir, cada semana, se propicia un tiempo de reflexión sobre ámbitos de tu  vida y temas que estas atravesando. Considéralo un “mapa” para sanar tu Femenino Sagrado. Durante el ciclo, tienes tutoría permanente.

Cosmovisión: El curso se realiza desde la cosmovisión de la Espiritualidad Femenina. Se propicia la formación de tus propios círculos.

Duración: Puedes hacer un ciclo o mes lunar, pero se sugiere danzar un círculo completo (un año, pasando por las Doce Energías Zodiacales).

Inversión: Por favor, consulta enviando un e-mail a  

danzandoelmandaladetuslunas@gmail.com

Debe estar acreditado antes de la Luna Nueva.

Para las personas de Argentina, por depósito o transferencia bancaria.

Para las personas del exterior: transferencia por Western Union. (Único medio, por la normativa actual de Argentina)

[1] (no incluye rectificación de tu carta)