Flores de Bach

BachFundacionMed.jpg

El Dr. Edward Bach (1886-1936), médico, bacteriólogo, homeópata e investigador, encontró en los remedios florales, una forma de terapia de gran eficacia. En septiembre de 1928, en sincronía con la progresión de Mercurio oposición Plutón, descubre los primitivos remedios florales.

Las Flores de Bach se inscriben dentro de las denominadas terapias naturales energéticas o vibracionales, como ya señala su creador:

A través de su alta vibración, determinadas flores, arbustos y árboles silvestres de un orden superior, tienen el poder de aumentar nuestras vibraciones humanas y dejar expeditos nuestros canales a los mensajes de nuestro Yo Espiritual, inundar nuestra personalidad con las virtudes que nos son necesarias y de este modo lavar los defectos que causan nuestros males (…) No curan atacando directamente la enfermedad, sino invadiendo nuestro cuerpo con las bellas vibraciones de nuestro Yo Superior, ante cuya presencia la enfermedad se derrite como la nieve al sol. No hay una verdadera curación sin un cambio en la orientación de la vida, sin paz en el alma y la sensación interior de felicidad.>>

Dr. Edward Bach

El sistema es mucho más que una herramienta terapéutica: es un verdadero modelo de crecimiento espiritual. Y estas flores también son un regalo que pone en nuestras manos la Madre Tierra.

Edward Bach definía a la enfermedad como un desequilibrio emocional que se produce en el campo energético del ser vivo. Si este desequilibrio continúa por cierto tiempo sin tratamiento, se produce la enfermedad en el cuerpo físico. En una de sus cartas definía a la enfermedad: “la enfermedad es una suerte de consolidación de una actitud mental y solo es necesario tratar tal actitud mental y la enfermedad desaparecerá”.

Una de las características notables de la obra de Bach es la perfecta amalgama de Ciencia y Espiritualidad. Este es uno de los obstáculos que frenan el acceso a la misma a las mentalidades excesivamente racionalistas o cientificistas porque experimentan una sensación de extrañeza.

Lejos de ser una técnica, la Terapia Floral es una propuesta de un pensamiento abierto y universal para la evolución personal y espiritual. Es un camino hacia la Sanación.

Los Remedios Florales nos pueden ayudar a conectarnos con los estados emocionales que nos provocan los desequilibrios de la vida cotidiana, que impactan en nuestra ciclicidad.

Ø Pubertad

Ø Embarazo

Ø Parto

Ø Lactancia

Ø Menopausia

Ø Infertilidad

Ø Tensión premenstrual

Ø Problemas de menstruación

Ø Problemas sexuales

Las esencias vibracionales no son medicamentos, ni intentan prescribir, diagnosticar, tratar, curar ni aliviar síntomas físicos ni enfermedades físicas o psicológicas. Ante cualquier duda sobre su salud, consulte al profesional calificado.

Mónica Alejandra Gobbin Pratitioner Registrado

Centro Bach (BFRP) Inglaterra

Consultas: monicagobbin@gmail.com

Sanación del Alma© Mónica Gobbin – Todos los Derechos Reservados